jueves, junio 09, 2011

Indignadísimos

Los magnates y potentados decidieron protestar por su indignate situación. Estaban hartos de pagar sumas millonarias por el mantenimiento de sus yates y mansiones. Volar en primera resultaba un desembolso escandaloso, y las facturas en bótox y tratamientos estéticos se había disparado en los últimos años. No les quedaba tiempo para atender a tantos cargos nominales, ni cuentas en paraisos fiscales para almacenar tanto dinero acumulado a través de legalísimas operaciones inmobiliarias y comerciales. Se organizaron mediante redes privadas de alto standing, y una vez decididos, enviaron a sus mayordomos a montar un campamento de protesta en la plaza principal de la ciudad.

3 comentarios:

  1. Comentan que los derechos del seguimiento de la protesta los tenia en exclusiva la revista Forbes y el dominical del Times.
    Salut

    ResponderEliminar
  2. Según "Intereconomía", estos podrán cobrar el paro cuando sus ingresos anuales no superen el millón de €.

    ResponderEliminar